04 marzo 2008

El entrenador de porteros, algo que ya nunca conoceré

C'est la vie. Así es la vida. Aunque sigo jugando a fútbol y fútbol sala, como os he contado en otros posts, ya no lo hago en equipos en los que pueda tener entrenamientos, y con 26 años y dada mi situación actual, no creo que lo vuelva a hacer, así que puedo afirmar que nunca he tenido la suerte, ni la tendré, de poder entrenar con un preparador de porteros.

Las causas por las que no he tenido nunca un entrenador de porteros han sido varias, y supongo que muchos de vosotros os habréis encontrado con las mismas, o con otras bien diferentes. A veces han sido cuestiones económicas - no llega el dinero para contratar a un entrenador de porteros -, otras han sido por no tener medios suficientes - no vale que un cualquiera te tire al suelo y te haga los cuatro ejercicios de toda la vida -, pero la mayoría de las veces ha sido por desinterés del cuerpo técnico por mejorar los aspectos de la portería, realizando entrenamientos más orientados al jugador 'de campo' en detrimento del portero, aplicando la idea de que el entrenamiento colectivo - portero + jugadores de campo - es la mejor forma de mejorar un equipo. En mi opinión, los entrenadores de fútbol que aplican esta 'norma' se están equivocando gravemente, porque un equipo se construye sobre la base de un gran portero, y si no se cultivan las cualidades de los porteros a través de entrenamientos específicos, ¿cómo se va a hacer? Puede ser mi caso o el de otros porteros, pero yo estoy seguro de que sería mejor portero si hubiese tenido un especialista al lado mío que me hubiese guiado, corregido, aconsejado, enseñado... en lugar de tener que haber aprendido por mí mismo a la fuerza - y he aprendido mucho, pero es más complicado y costoso, y te dejas cosas por el camino -. Vamos, que ahora mismo podría estar codeándome con grandes porteros como Casillas, Valdés,... (jejeje)

Mi tren ya ha pasado, pero aconsejo que, al igual que hice yo en su día pero que finalmente no llegó a buen puerto por alguno de los motivos que os he contado, si alguno de vosotros queréis un entrenador de porteros, realicéis una sugerencia a vuestro cuerpo técnico. No hace falta que sea un José Sambade o un Frans Hoek, con que tenga una buena base teórica y una amplia colección de ejercicios, con un poco de preparación y tiempo puede ser una persona muy válida para preparar porteros.

Un saludo a tod@s

5 comentarios:

guardameta dijo...

Justo hoy he he hablado en la furgoneta del guardameta sobre las dificultades de entrenar siendo amateur.
Yo cuando era juvenil tuve la suerte de tener un entrenador muy concienciado con el tema de la portería que me enseñó mucho pero tampoco he tenido nunca entrenador de porteros.

Anónimo dijo...

Cierto es y razón no os falta que si en ciertos momentos y en edad temprana se dispone de un Preparador de porteros que tenga unos conceptos básicos o no, que sea un estudioso del puesto, un tipo preocupado, pero que sobretodo tenga ganas de ayudar a que te formes como portero es una ventaja no, un VENTAJON, yo tuve 3, uno me enseñó muchos valores, otro me enseñó muchas acciones técnicas, y otro me enseñó a como no ser nunca un mal preparador de porteros, así es que tuve lo mejor de cada familia, jaja¡¡, ahora yo lo intento con mejor o peor suerte, aunque con muchas ganas y sobretodo humanidad, que falta hace y mucha en el deporte del fútbol.

KCO dijo...

Estoy de acuerdo: más que los conceptos, ejercicios y demás - que eso se puede adquirir a base de estudiar, ver videos, material -, creo que lo que realmente se necesita es pasión por lo que se hace y sobre todo muchas ganas.

Anónimo dijo...

Una compañera portera se quebro un dedo hace unos dias en una jugada de contacto con el balon donde a ella le patearon la mano. Que medidas toma un portero para proteger sus dedos de una fractura?

KCO dijo...

Podrías haber escrito tu pregunta en cualquier otro post que pegara más que en este (Crónica de una operación anunciada,Fin de fiesta,FINGERSAVE o guantes con protecciones...), pero te voy a contestar aquí igualmente.

Las únicas protecciones que existen para las manos de un portero son los vendajes que uno se haga y los guantes con protecciones, de los que ya hablé en mi post FINGERSAVE o guantes con protecciones. Desde mi opinión y experiencia personal, un traumatismo de ese tipo tras una patada no se puede evitar a no ser que uses guantes de hierro como en la Edad Media... Yo uso guantes fingersave desde que salieron, y me he lesionado 2 veces por patadas y he tenido que pasar por quirófano en las dos, y en esta última, me he lesionado con el balón y también voy a tener que pasar por quirófano esta misma tarde.