18 marzo 2008

Vergüenza


Escribo estas líneas, tras unos días de justificada ausencia, para CONDENAR el suceso acontecido el sábado en el partido que enfrentó al Betis contra el Athletic, en el que Armando, portero del equipo visitante, fue alcanzado por una botella lanzada por un energúmeno cuando se disponía a sacar de portería. Esta vez la víctima ha sido un portero, y por eso escribo mi opinión en este blog, pero otras veces han sido árbitros, jugadores, entrenadores, recogepelotas... incluso los propios aficionados, los que han sufrido en sus carnes la violencia de unos pocos, y yo he sentido igualmente la misma sensación de vergüenza que me invade en esta ocasión.

Hoy ha salido la sentencia del Comité de Competición y, obviamente, 'no llueve a gusto de todos'. El Athletic está de acuerdo con la sanción - que le da el partido por ganado con el resultado que había en el marcador en el momento de la suspensión del partido, 1 a 2, y además clausura el Ruiz de Lopera 2 partidos -, aunque dice que estaría totalmente satisfecho si no hubiese ocurrido nada y el partido hubiese acabado de forma corriente; pero no ocurre lo mismo que con el Real Betis, cuyo presidente ha hecho unas declaraciones en las que acusa a Villar, presidente de la Real Federación Española de Fútbol, de "ir contra ellos". A mi modo de ver, aunque sea poca la culpa que tenga el Real Betis de que un impresentable lance un botellín lleno de agua al campo e impacte en un jugador rival, conoce perfectamente las normas de la competición, debería callar y asumir su parte de culpa. Aún más, deberían dar gracias de que no les hayan clausurado más partidos ya que, según dice Alfredo Flórez, presidente del Comité de Competición, el hecho de que "el entorno del agresor reaccionara de manera inmediata, identificándole, deteniéndole y poniéndole a disposición de la policía" ha resultado "determinante" para reducir la sanción del cierre. Además, no sé si recordaréis que el año pasado, en el partido Betis-Sevilla de Copa del Rey, fue Juande Ramos el que recibió un botellazo desde la grada y quedó inconsciente, y el campo del Betis fue clausurado por 3 partidos. Con estos antecedentes tan recientes, creo que el Comité de Competición se ha quedado MUY CORTO, porque la reincidencia debería haber pesado mucho más en la sanción en que se ha quedado el tema.

Otra cosa que me ha indignado ha sido la declaración del agresor, que no se ha cortado ni un pelo y, según las palabras de su abogado, dice que "está profundamente arrepentido" y que "no quería hacer daño a Armando". ¿Pero cómo puede ser esto posible? ¿Para qué tiraba la botella al campo? ¿Era, acaso, para acercarle un poco de agua al portero del Athletic para que bebiera porque se le había acabado el agua del botellín? ¡Vamos, hombre, seamos coherentes! Por mucho que piense que se ha equivocado y se arrepienta de lo que ha hecho, no debería haber dicho algo que es totalmente incierto, porque está claro que si tiró esa botella era para darle a Armando. Podría decir "que se le cruzó el cable", que "no pensó en las consecuencias" o lo que quisiera, porque lo que ha dicho ese personaje no tiene ni pies ni cabeza. Espero que el multazo que le caiga sea bien gordo, para que se arrepienta pero de verdad de lo que hizo.

Armando, dentro de las consecuencias del golpe, puede dar gracias a que su agresor estaba cerca, porque si llega a estar más lejos, el impacto de la botella de agua podría haber tenido consecuencias mucho peores. Aún así, tiene que permanecer en reposo porque tiene riesgo de desprendimiento de retina, lo que agravaría su situación. El portero de Sopelana llegó al Athletic tras la baja de Gorka por lesión durante toda la temporada, y gracias a la poca confianza que tiene Caparrós en Dani Aranzubía. Aunque hasta su fichaje por el Athletic era suplente de Koke Contreras en el Cádiz, nada más llegar se hizo con la titularidad y en los partidos que ha disputado ha demostrado que, a sus 37 años, es un portero con gran experiencia y calidad bajo palos. Según cuenta marca en su página web, su buen hacer y los últimos acontecimientos han hecho que el Athletic se plantee renovarle durante un año más, lo que sería un premio más que merecido para el veterano guardameta.

1 comentario:

guardameta dijo...

Los dos hemos hablado de lo mismo...la verdad es que ya está pasando de castaño oscuro este tema, la violencia en el fútbol es algo muy serio y nosotros sólo nos enteramos de lo que pasa en primera división, pero en tercera y en regional se ven aunténticas barbaridades.